El CEO de Inobat viajará a Valladolid la próxima semana en un momento clave para la elección de sede de la nueva factoría

La próxima semana está prevista que representantes de la empresa eslovaca Inobat viajen hasta Valladolid para tener un nuevo encuentro con instituciones e inversores privados. El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, ha anunciado esta visita que tendrá lugar el martes 24 de enero, precisamente, una semana después del viaje oficial hasta Brastislava donde el propio Puente y la ministra de Industria, Reyes Maroto, conocieron las instalaciones de esta factoría de baterías eléctricas.

“Se van a acelerar los procesos”, señalaba el regidor vallisoletano sobre la instalación de la empresa eslovaca en la ciudad del Pisuerga. “Las cosas han ido muy bien en las reuniones”, precisó Óscar Puente durante la visita a las obras ejecutadas en Barrio España, para que definitivamente los directivos de Inobat elijan Valladolid como sede de su nueva factoría, en vez de Reino Unido que es a día de hoy el gran rival de la candidatura vallisoletana.

En este sentido, Puente ha considerado que la quiebra de la empresa británica British Volt, con la que Inobat trabajaba en la posible instalación de una planta de baterías en las islas inglesas, ha interpretado que hace que las posibilidades de que Valladolid sea sede de una factoría de la compañía eslovaca “sean todavía más”.

El alcalde de Valladolid regresaba “esperanzado” tras las reuniones mantenidas a principios de esta semana en Eslovaquia con los representantes de la factoría de baterías eléctricas. “Han sido horas de trabajo muy intensas y aún queda trabajo por hacer, pero estamos en la buena dirección”, señalaba Puente tras la visita a la sede de Inobat junto al CEO y fundador, Marian Bocek, que será uno de los que visiten Valladolid en unos días.