199 años de “orgullo” por la Policía Nacional que lucha cada día contra la ciberdelincuencia y la violencia machista

La delegada del Gobierno en Castilla y León, Virginia Barcones, ha presidido hoy en Valladolid el acto de celebración del 199 aniversario de la creación de la Policía Nacional. En su discurso, la representante del Gobierno de España en Castilla y León ha reconocido que es un “honor” para ella ejercer en la Comunidad la jefatura de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, una competencia que tiene encomendada en virtud de la Ley de Régimen Jurídico del Sector Público, y ha destacado el papel “indispensable” que representa el cuerpo “para la convivencia y la paz social” en la comunidad.

Además, ha reivindicado “la profesionalidad, competencia y compromiso de servicio a la sociedad” de los más de 3.000 funcionarios del Cuerpo Nacional de Policía que están desplegados por la Comunidad Autónoma, más de 800 en Valladolid, a los que ha felicitado por “mantener a Castilla y León entre los territorios más seguros de España”. “Debéis sentiros orgullosos de pertenecer a una de las instituciones más valoradas por la sociedad”, ha enfatizado.

En este sentido, ha recordado que la Policía Nacional “mantiene el mandato constitucional de garantizar a la ciudadanía el pleno y libre ejercicio de sus derechos en un ámbito de seguridad integral”, y lo hace además de forma “sobresaliente” ya que, ha recordado, “la Comunidad tiene una tasa de criminalidad de 36 infracciones penales por cada 1.000 habitantes, doce puntos por debajo de la media nacional, siendo España uno de los países más seguros de Europa”.

En Valladolid, donde se ha celebrado el acto, la tasa de criminalidad es de 37’4 infracciones penales por cada 1.000 habitantes, según la última estadística publicada por el Ministerio de Interior, relativa al tercer trimestre de 2022. Barcones acompañada, entre otras autoridades, por la subdelegada del Gobierno en Valladolid, Alicia Villar, y el jefe superior de Policía, Juan José Campesino, ha recordado que la Policía Nacional tiene ya casi dos siglos de vida a sus espaldas que celebrará el próximo año con un acontecimiento de excepcional interés público, y eso supone “199 años de historia pero, también, de crecimiento”, ha remarcado.

Tras felicitarles por sus resultados, con un nivel de esclarecimiento de las infracciones penales cercano al 40% en la comunidad, la delegada les ha pedido mantener ese carácter “inconformista”, para “afrontar los nuevos desafíos de seguridad”. Entre otros, ha apuntado a la ciberdelincuencia, que “ha aumentado un 111’1% en la comunidad respecto de 2019, mientras que la criminalidad convencional -consideradas todas las formas de criminalidad no cometidas en el espacio ciber- ha descendido un 0’1%”. “Las estafas a través de la tecnología son ya el segundo delito más común en la comunidad, por detrás de los robos y hurtos, que siguen siendo las infracciones penales que más se denuncian en Castilla y León”, ha especificado.

La Policía Nacional tuvo constancia en los tres primeros trimestres de 2022 de 64.000 infracciones penales en Castilla y León. De estas, 14.000, el 22%, eran estafas informáticas. En Valladolid, el 23%. También les ha pedido un esfuerzo extra para “combatir la violencia machista, la manifestación más aborrecible de la desigualdad social que padece la mujer”. “El repunte de crímenes machistas es terrible y la protección de las mujeres maltratadas es nuestra prioridad absoluta”, ha asegurado.

Por ello, ha recordado, el Ministerio de Interior trabaja ya en nuevas medidas, como alertar a las mujeres en el caso de que convivan con parejas con antecedentes por violencia machista. “Pero hay que poner el foco también en los agresores, especialmente en los reincidentes”, ha añadido, para lo que “se está trabajando ya para buscar cualquier posibilidad que suponga mejorar todos los protocolos y todos los procedimientos”, ha avanzado.