Mañueco se reúne con Sánchez y eleva hasta La Moncloa las demandas más urgentes de Valladolid: las autovías del Duero y León y el soterramiento

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, ha mantenido esta mañana, en La Moncloa, una reunión con el presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, al que ha trasladado su firme defensa de los intereses de Castilla y León. En un marco de entendimiento, el presidente de la Junta ha reconocido el compromiso del presidente del Gobierno para abordar cuestiones tan importantes como la despoblación, la sanidad y los incendios como temas de estado, fuera del debate partidista.

Entre los temas tratados ha destacado, en primer lugar, los incendios forestales que según ha señalado Fernández Mañueco es necesario replantear el sistema de respuesta a nivel nacional. Aunque ha mostrado su esperanza de que en la conferencia sectorial de Medio Ambiente se den pasos firmes esta tarde, ha propuesto una Conferencia de Presidentes extraordinaria y monográfica para mejorar la prevención, los operativos y la recuperación de las zonas afectadas.

También ha urgido al presidente del Gobierno de España un nuevo modelo de financiación autonómica que atienda al coste real de los servicios. Ha recordado que Castilla y León tiene el 20% del territorio, pero recibe menos del 6% de los fondos, por lo que ha pedido un esfuerzo de equilibrio y cohesión territorial. En cualquier caso, ha manifestado que es esencial que “lo que a todos afecta entre todos tiene que pactarse. Debe ser en el ámbito del Consejo de Política Fiscal y Financiera entre el Gobierno y todas las CCAA de régimen común donde se aborde” la financiación autonómica.

En cuanto a la despoblación, el presidente ha recordado que es un problema que no afecta solo a Castilla y León, sino a toda España, y a todos los países desarrollados, por lo que ha coincidido con el presidente de la Nación, en abordarlo como una cuestión de Estado. En cualquier caso, Fernández Mañueco ha reclamado que se aplique ya en la provincia de Soria la rebaja del 20% de los costes laborales. Algo que ha autorizado Europa para Soria, Cuenca y Teruel y que tiene que aplicar el Gobierno de España.

Por otro lado, el presidente de la Junta ha solicitado el impulso de decenas de infraestructuras pendientes y apoyar a las zonas escasamente pobladas. Así pues, ha pedido que rectifique la supresión de 346 paradas de autobús en Castilla y León y que se plasme en el nuevo documento del Mapa de Transportes por carretera. Mañueco ha demandado la reprogramación de los Fondos Next Generaron y PERTEs. En palabras de presidente de Castilla y León, hay un amplio margen de mejora en algunos vitales para la comunidad como los de automoción, español, agroalimentación y aeroespacial.

Durante la reunión con Sánchez en Moncloa, también han hablado del campo, y la necesidad de una planificación hidrológica que corrija el déficit de regadío en Castilla y León, así como de una EBAU única porque técnica y académicamente es posible y es un factor determinante en la igualdad de oportunidades. En este ámbito de los servicios públicos, Mañueco ha abogado por un Pacto Nacional por la Sanidad para “sacarla del debate partidista y atender problemas comunes” que acucian a toda España, como la falta de médicos.

Éstas son algunas propuestas clave de Comunidad, pero el presidente también ha llevado a Moncloa necesidades en las distintas provincias. Existen elementos comunes entre muchas de ellas como la necesidad de revisar planes y medidas de transición energética justa, especialmente en las comarcas mineras de León y Palencia y en la zona de Garoña.

También, el presidente autonómico ha trasladado las demandas más urgentes de cada una de las provincias, que en el caso de Valladolid se ha referido a el impulso y culminación de la Autovía del Duero y la autovía a León, dos infraestructuras esenciales para la cohesión y vertebración de Castilla y León. El presidente también ha defendido el soterramiento del tren a su paso por la ciudad.