González Gago destaca que Presidencia ha cumplido con casi el 80% de sus medidas y anuncia iniciativas para los próximos meses

El consejero de la Presidencia, Luis Miguel González Gago, ha comparecido hoy en la Comisión de Presidencia de las Cortes de Castilla y León para informar del grado de cumplimiento de los objetivos asumidos por la Consejería a mitad de esta XI legislatura. En dicha comisión, el consejero ha manifestado que cuatro de cada cinco medidas comprometidas por su departamento para esta legislatura ya han sido implantadas y antes de que termine este año se habrá materializado casi todo el contenido de su programa. González Gago ha afirmado que esta primera mitad de la legislatura «ha supuesto dos años de trabajo constante, tratando de que nuestras políticas lleguen a todos los rincones de nuestro territorio, de nuestros municipios, y de que todas ellas beneficien a las personas de Castilla y León, que es lo más importante que hay en esta Comunidad«.

La Consejería de la Presidencia es un departamento de la Junta con multitud de funciones y diferentes competencias, siendo por ejemplo la responsable de la Acción Exterior, y por ello atiende las necesidades de los ciudadanos y las comunidades castellanas y leonesas tanto en otros países como en otras comunidades autónomas. Entre muchas otras medidas en este ámbito, el consejero ha recordado la ampliación de los programas al retorno de castellanos y leoneses, gracias al cual se otorgan ayudas económicas directas a los ciudadanos que vuelven a Castilla y León desde otros países, y por primera vez en la historia, desde otras comunidades autónomas. Además, la Consejería ha estrenado un programa piloto destinado a financiar actuaciones de promoción del emprendimiento y contratación por cuenta ajena de ciudadanos oriundos o procedentes de Castilla y León que regresen a la comunidad, gracias al cual ya se han formalizado 20 contratos de trabajo.

El ámbito de la Acción Exterior también engloba todas las acciones de ayuda humanitaria y cooperación al desarrollo con países empobrecidos o en vías de desarrollo. Precisamente, el trabajo junto a los 2.248 ayuntamientos de Castilla y León es una de las prioridades de la Consejería de la Presidencia, como responsable de la Administración Local de la Junta. Las ayudas económicas a los ayuntamientos y la cooperación técnica para solucionar los problemas de las pequeñas entidades locales durante su día a día son las dos líneas de actuación de la Consejería, que durante esta legislatura ha seguido implicándose en la mejora de los servicios públicos prestados por ayuntamientos y diputaciones provinciales. Sobre las ayudas económicas, en lo que va de legislatura, Presidencia ha dado subvenciones para inversiones y mejora de los servicios públicos locales por más de 329 millones, lo que sumado a los 989 aportados con la misma finalidad por el resto de consejerías, hace que ya se hayan superado por la Junta de Castilla y León los 1.318 millones en el Plan de Cooperación Local, que este año es el más alto de la historia de la comunidad.

En este ámbito, González Gago ha recordado que recientemente han sido convocadas las nuevas ayudas a pequeños municipios para el mantenimiento de bares o centros de ocio, y que está resultando ser un «éxito», tal y como demuestra el elevado número de peticiones de información y de solicitudes que se están presentando por parte de los representantes locales. «La continuidad de esta línea para próximos ejercicios se da por garantizada», remarcó. La Consejería de la Presidencia es también la responsable de la Atención al Ciudadano en las diferentes sedes y servicios territoriales de la Junta, y como tal, sigue dispuesta a lograr la excelencia en la atención que los ciudadanos merecen. En el plano de la atención presencial, González Gago ha recordado la aprobación de la instrucción con todas las Delegaciones Territoriales para poder atender a los ciudadanos sin cita previa en las dependencias autonómicas de las nueve provincias, «lo que se ha convertido en un emblema de nuestras oficinas frente a las de otras administraciones en nuestro territorio».

En cuanto a la atención telemática, el servicio de información al ciudadano 012 ya ha iniciado el que es su proceso de modernización más importante en sus más de 20 años de historia, con la consolidación, actual y en los próximos meses, de nuevas extensiones especializadas en temas como empresas, ayudas sociales, o solicitudes de documentación; y con la extensión rural, que permite también la consulta de información municipal y provincial. Todo ello, amparado por la aprobación reciente de un nuevo Decreto que regula su funcionamiento y que ofrece seguridad jurídica a sus usuarios. Para seguir persiguiendo la excelencia en la atención al ciudadano, la Consejería, como responsable de la Función Pública, también sigue implicada en la mejora de las condiciones de los empleados públicos y en el correcto desempeño del personal que presta servicio en la Administración de la Comunidad de Castilla y León, en torno a 94.000 personas.

Los dos grandes retos en este ámbito, a los que se está haciendo frente durante esta legislatura, son por un lado, el rejuvenecimiento de las plantillas, y por otro, la estabilización del personal, para llegar a cumplir con el objetivo europeo del 8% de temporalidad. En el primero de estos dos apartados, ya se ha puesto en marcha medidas como la firma de un convenio con las universidades públicas, para promocionar el acceso al empleo público y atraer el talento de los nuevos graduados universitarios. En cuanto a los procesos de estabilización, que culminarán antes del 31 de diciembre, el consejero ha recordado que durante esta legislatura ya se han aprobado tres ofertas extraordinarias que autorizan un total de 9.438 plazas para personal docente, estatutario y de la Administración General de la comunidad. Mientras tanto, la Consejería ha seguido mejorando las condiciones laborales de todos los empleados públicos de la Junta mediante medidas como la implantación de la jornada de 35 horas, la firma del Convenio Colectivo para el personal laboral de la Administración General, o la actualización de las indemnizaciones por kilometraje, que han pasado de 0,19 euros por kilómetro a 0,26.

También es conveniente señalar que en el resto de las áreas, el cumplimiento de los compromisos adquiridos por el consejero sigue el mismo ritmo que los ejemplos reseñados hasta ahora. Por ejemplo, en el ámbito de los Servicios Jurídicos, ya se encuentra funcionando a pleno rendimiento el mecanismo, que dentro de cada Consejería, vigila que la normativa que va aprobando el Estado no entra en conflicto con las competencias de la comunidad reflejadas en el Estatuto de Autonomía. En el plano de las Relaciones Institucionales, el consejero ha manifestado que se ha revisado y ampliado el contenido de los protocolos generales de colaboración existentes con las comunidades autónomas vecinas, habiendo ya rubricado dichos protocolos con la Comunidad de Madrid y con Cantabria, mientras que con Galicia ya se está ultimando, y con Aragón se está avanzando de forma satisfactoria en su preparación.

En cuanto a las políticas de Transparencia, ya se ha aprobado el Decreto por el que se regula la aplicación de la evaluación de políticas públicas en las Administración de Castilla y León, y se ha implantado el correspondiente registro, donde ya se están inscribiendo todos los instrumentos de planificación, junto a las evaluaciones que se vayan realizando. De esta forma, se realiza un completo seguimiento de todos los planes implantados por la Junta de Castilla y León para conocer su repercusión real y su margen de mejora. Por último, se está trabajando para la aprobación del reglamento que desarrolla la Ley de Publicidad Institucional de Castilla y León para que la información de utilidad para el ciudadano llega cada día a más personas a través de los medios de comunicación. Todas estas medidas forman parte de un ambicioso programa, ya ejecutado casi al 80%, que a día de hoy sigue desarrollándose con intensidad. Por ello, el consejero se ha comprometido con los castellanos y leoneses a que antes de que termine 2024, el grado de cumplimiento será del 95%.

González Gago ha adelantado que en los próximos seis meses se producirán nuevos importantes hitos como la aprobación de la nueva Agenda de Acción Exterior 2024-2027; la aprobación del Proyecto de Ley de Función Pública, que incluirá un permiso preparto retribuido para las mujeres de la Administración y Empresas Públicas de Castilla y León desde la semana 37 de embarazo hasta el momento del parto; o la aprobación del Plan de Ordenación de los Recursos Humanos, en el cual se ofrecerán nuevas soluciones al reto del relevo generacional en la Administración Pública Autonómica. González Gago ha expresado su satisfacción y su orgullo por el grado de cumplimiento de su programa, y ha expresado su agradecimiento a todos los empleados públicos, «que tanto a nivel central como periférico, dedican todos sus esfuerzos al desarrollo de estas medidas«.