Blanco pone de relieve la «transformación» de los Servicios Sociales a través de las nuevas tecnologías y la rehabilitación de instalaciones

Tras superar el ecuador de la legislatura, la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Isabel Blanco, ha comparecido hoy en las Cortes para hacer balance de estos dos primeros años, en los que desde el área que dirige, se ha emprendido una gran transformación para modernizar los Servicios Sociales de la Comunidad a través de una apuesta decidida por poner la innovación y las nuevas tecnologías al servicio del bienestar de los ciudadanos. Un cambio que requiere una gran inversión, y que tal y como ha manifestado la titular de Familia, parte del esfuerzo realizado por la Junta de Castilla y León en gasto social, del presupuesto total de 1.081 millones con el que se partió en 2021 se ha pasado a los 1.368 millones en las cuentas para este año, es decir, 287 millones más que al inicio de la legislatura.

Dentro de esta estrategia de transformación de los Servicios Sociales autonómicos se encuentra la modernización de infraestructuras, que además del sustancial incremento de plazas en centros residenciales de la Junta para personas dependientes, ha supuesto la adaptación y rehabilitación profunda de instalaciones y la construcción de edificios modernos, confortables y sostenibles. Dentro de esta transformación también se incluye la inversión estratégica en nuevas tecnologías aplicadas a los cuidados. En este sentido, Familia e Igualdad de Oportunidades, a través del sistema de atención a la ‘Dependencia 5.0’, ha acelerado la progresiva domotización y desarrollo de robots aplicados a los cuidados. Uno de los grandes hitos es el servicio de Teleasistencia Avanzada, para cuya implantación en todo el territorio autonómico se están invirtiendo casi 40 millones para el periodo 2022-2025. Con cifras cerradas a 31 de diciembre del pasado año, se contabilizaron 50.176 usuarios, es decir, 12.552 más que en 2021, por lo que se ha superado el objetivo previsto con dos años de antelación.

Sin embargo, la apuesta por la innovación social va mucho más allá. En el periodo 2021-2023 se han invertido 14,5 millones en proyectos destinados a mejorar la calidad de vida de las personas mayores, con discapacidad y en situación de dependencia. Es el caso de ‘Hometec’, centrado en la instalación de domótica avanzada en el hogar para detectar situaciones de riesgo, o ‘SERENHe’, una plataforma de tele-rehabilitación física, cognitiva y emocional en el propio domicilio del usuario. Fruto de este trabajo conjunto se han dado pasos tan importantes como la implantación de los robots sociales en los centros residenciales de la Junta en Palencia y Soria. Junto a esto, cobra especial relevancia la compra pública innovadora de productos técnicos de apoyo orientados a mejorar la calidad de vida de los colectivos más vulnerables. La Consejería se encuentra en proceso de adquisición de 400 andadores, 250 inodoros y 270 acostadores, todos ellos catalogados como ‘inteligentes’, al contar con una serie de funcionalidades tecnológicas que facilitan sobremanera la vida cotidiana.

En tan sólo dos años de legislatura, ya se han ejecutado o se encuentran en muy avanzado grado de ejecución 80 de los 96 compromisos adquiridos al principio de la legislatura, es decir, un 83,3%. De ellos, la consejera ha destacado avances tan importantes para el desarrollo vital de las personas mayores, en situación de dependencia o con discapacidad como la aprobación de las leyes de atención en centros residenciales o la de apoyos al proyecto de vida de las personas con discapacidad. También ha recordado la extensión a todo el territorio de Castilla y León de programas de cuidados en el hogar como ‘A gusto en casa’ o ‘INTecum’, dirigido éste a usuarios con enfermedad crónica o en fase terminal. Además, Blanco ha señalado el fuerte impulso a la ayuda a domicilio, con más intensidad en las prestaciones, más cobertura geográfica y su gratuidad; la puesta en marcha del centro residencial de personas mayores de Salamanca y la instalación de estaciones de telemedicina en todas las residencias de la Junta. Además, la consejera ha hecho hincapié en el incremento de los servicios y ayudas a las personas que padecen esclerosis lateral amiotrófica ELA.

En cuanto a los compromisos adquiridos en otras áreas, la titular de Familia ha destacado la nueva línea de ayudas por nacimiento o adopción ‘Bono Nacimiento’, la ampliación del ‘Bono Concilia’ o la creación de ‘Mediacyl’ para la atención integral a las familias, además de la gran ampliación del programa ‘Corresponsales Juveniles’ o la puesta en marcha del proyecto ‘Pausa y Reconecta’ para prevenir el uso abusivo de pantallas. En el ámbito de la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres, destaca la nueva línea de subvenciones destinada a la promoción profesional de la mujer y al fomento de la contratación y el emprendimiento de mujeres en sectores económicos en los que están infrarrepresentadas. Los gastos de inversión destinados a mejorar las instalaciones de la Consejería, especialmente los centros residenciales, suman 150 millones durante los dos primeros años de esta legislatura. Las residencias de Burgos I, Las Merindades de Villarcayo y el centro de atención a personas con discapacidad Fuentes Blancas; la residencia para personas mayores Armunia de León; el centro residencial Puente de Hierro de Palencia; las residencias San Lorenzo y de personas mayores de Segovia; los centros de Parquesol y La Rubia de Valladolid o el de Benavente, han visto mejorar de manera notoria sus instalaciones, tanto para lograr una mayor eficiencia energética como para adaptarse al modelo de unidades de convivencia.

Inversión en centros y Ley de Atención Residencial van de la mano, y con vistas a la nueva normativa se ha levantado el nuevo centro de Salamanca, se está acometiendo la residencia de Zamora y se va a llevar a cabo la de Ávila, o la nueva Unidad de Valoración y Atención a Personas con Discapacidad de León. Las personas con discapacidad también entran dentro de los colectivos protegidos por esta red de cuidados cada vez más personalizada. De hecho, en el caso de estos ciudadanos, la apuesta por su bienestar por parte de la Junta ha sido aún mayor, si cabe, tras la aprobación de la Ley de Apoyos al Proyecto de Vida, que les dota de un total protagonismo a la hora de decidir su futuro y garantiza la ayuda necesaria en todas sus etapas vitales. La titular de Familia ha hecho referencia a dos cuestiones que han cobrado gran relevancia en este ámbito como el servicio de atención temprana a niños con discapacidad y a la ampliación e incremento de los servicios a las personas con ELA. Sobre esto último, ha destacado la integración en el ‘INTecum’ del ‘Protocolo ELA’, que lleva consigo financiación específica para la adaptación de hogares o compra de productos tecnológicos de apoyo o préstamo gratuito; la aplicación de procedimientos de urgencia en la valoración de la dependencia; el servicio de respiro de las familias o la subvención nominativa de 250.000 euros a la asociación de afectados a través de los presupuestos generales.

El colectivo de personas mayores es muy numeroso en Castilla y León, y es por ello que la Consejería le presta una atención especial. La lucha contra el aislamiento social desembocó en el Plan Estratégico de Castilla y León contra la Soledad No Deseada 2022-2025, que pone en marcha un mecanismo de detección de casos en colaboración con el Tercer Sector. En la Comunidad y por primera vez en España, una persona mayor o con discapacidad en una situación de soledad no deseada tiene derecho a acceder a prestaciones sociales específicas para atajar esta situación. En este contexto, se puso en marcha la Red Amiga de detección, los equipos de promoción de la autonomía de atención y el teléfono ‘Cerca de ti’, como vía de apoyo, orientación y asesoramiento. Si bien, una vía para prevenir tanto la soledad no deseada como la dependencia son las políticas de envejecimiento activo, tal y como ha puesto sobre la mesa la consejera de Familia. Un área en el que la Junta ha gastado un 15% más de lo previsto y el nivel de ejecución alcanza el 91%. Se han batido todos los récords de matriculaciones en el recién finalizado curso del ‘Programa Interuniversitario de la Experiencia’ y el constante éxito de los viajes del ‘Club de los 60’ ha llevado al Ejecutivo autonómico a sacar adelante una convocatoria en Navidad.

También la consejera ha dado cuenta del incrementando en la cobertura de la Red Protección a las Familias de Castilla y León a través de medidas que facilitan el acceso de los hogares a las prestaciones económicas para cubrir necesidades básicas o el pago de las hipotecas -ampliándose aquí los supuestos para apoyar también a las rentas medias-, con sendos decretos aprobados para tales fines. Tras la irrupción del ingreso mínimo vital y la consecuente reducción de perceptores de la renta garantizada de ciudadanía, la cual, al contrario del primero, está ligada a requisitos como la búsqueda de empleo, el presupuesto resultante de casi 11 millones ha sido redirigido a incrementar otros programas como las ayudas extraordinarias para hacer frente a la subida de la luz, el incremento del precio del alquiler, a las cuotas hipotecarias o cubrir las necesidades básicas de subsistencia. Por otro lado, el V Plan Estratégico de Juventud 2022-2025, que se puso en marcha nada más comenzar la legislatura es un gran conjunto de actuaciones fruto de una estrategia a largo plazo destinadas a mejorar la vida de los jóvenes, especialmente la empleabilidad.